Si crees que es un buen momento para vender tu casa, lo primero que debes hacer es tomar la decisión. Pero también hay un procedimiento y una lista de errores a la hora de vender una casa por cuenta propia que deberías tener en cuenta.

Desde Expovivienda hemos preparado este artículo en donde detallamos algunas de las características más importantes de proceso:

Consejos para vender una casa: todo lo que tienes que saber

El primer paso será decidir un precio en el que vamos a vender la casa. Para evitar que el proceso se alargue demasiado, o nunca se venda, es importante asegurarnos de que elegimos un precio que está en valor de mercado.

Lo realmente interesante sería hacer una tasación… pero también existen algunas herramientas online que nos pueden ayudar.

Una de las ventajas de vender vivienda a manos de expertos es que ellos se encargarán de ayudarte a encontrar el precio más adecuado.

En las casas para vender debemos tener en cuenta una serie de documentos. Si falta alguno, el notario tirará para atrás la venta en el peor momento posible. Esto son algunos de los documentos que necesitaremos para la venta:

  • Nota simple de la vivienda.
  • Último recibo pagado del IBI.
  • Cédula de habitabilidad (tan solo es obligatoria en algunas Comunidades).
  • Planos de la vivienda (no obligatorios, pero si recomendables).
  • Certificado de eficiencia energética.
  • Último recibo pagado del IBI.
  • Escritura de compraventa.
  • Certificado de deuda pendiente o deuda cero.
  • Certificado de deuda cero con la Comunidad.
  • Certificado de la ITE (Si el inmueble tiene una cierta antigüedad).

Teniendo en regla todo lo anterior, será cuestión de prepararlo todo para la firma y acudir el día indicado.

La importancia de contar con expertos para vender tu casa

Vender vivienda dejándola en manos de expertos es lo más interesante.

Las inmobiliarias en Almería tienen mucha experiencia en este tipo de asuntos, así que podrán asesorarte sobre cualquier paso o documento que haya que tramitar.

Confiando en expertos te puedes ahorrar más de un dolor de cabeza (por ejemplo, perder la cantidad de las arras por no poder vender la casa).

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Llámanos